El astigmatismo se produce cuando el paciente tiene una córnea ovalada, es decir, más curva en una dirección que en la otra y a menudo acompaña a la miopía e hipermetropía. Esto hace que la luz se enfoque en más de un punto de la retina, provocando una visión borrosa y distorsionada.

El astigmatismo se produce cuando el paciente tiene una córnea ovalada, es decir, más curva en una dirección que en la otra y a menudo acompaña a la miopía e hipermetropía. Esto hace que la luz se enfoque en más de un punto de la retina, provocando una visión distorsionada y borrosa.